Entrevistas — 22 enero, 2012 at 12:50 pm

Entrevista con Álvaro Pons sobre la exposición de España en Angoulême

by
Una vez más no podremos acercarnos al Festival de Angoulême, pero este año nos duele un poco más porque podríamos valorar de primera mano la consideración que tiene el país vecino de nuestros tebeos. España es uno de los países invitados y cuenta con una amplia exposición que han comisariado Paco Cerrejón y Álvaro Pons, con quien nos hemos puesto en contacto para que nos aclare algunos detalles sobre la muestra.



¿Cuándo, cómo y con quién contacta la organización de Angoulême para que desarrolle el proyecto de la exposición dedicada al cómic español?

Ha sido un largo proceso, en el que han estado involucradas diferentes instituciones y profesionales, que finaliza con el momento en el que el entonces Ministerio de Cultura, a través de la Dirección General del Libro, asume la responsabilidad de organizar la muestra.

¿Cómo se afronta el comisariado de una exposición de estas características, con un tema tan desbordante como el cómic de un país entero?

Puede sonar a contradicción, pero con pánico e ilusión. Es una gran responsabilidad, sí, pero por otra parte, es una oportunidad tan bonita, tan ilusionante, que es difícil no entusiasmarse con ella.

¿Se ha buscado en algún momento un consenso con autores, editoriales y otros colectivos o precisamente habéis buscado abstraeros de esa influencia?

Se ha hablado con muchos colectivos, pero desde la idea original que se propuso a lo que es la muestra hay un largo camino en el que hemos intentado abstraernos inicialmente de toda influencia para, después, explicar el proyecto para que quedara clara su ambición y posibilidades. Creo que hemos conseguido que gustara, como demuestra la gran cantidad de instituciones, editoriales y autores que han colaborado en la muestra.

¿Ha habido el apoyo institucional por parte de entidades gubernamentales que se supone que debería haber?

Sí, desde el principio el Ministerio de Cultura, ahora Ministerio de Educación, Ciencia, Cultura y Deporte, ha asumido todo el proyecto, con las obvias limitaciones presupuestarias que están pasando las administraciones públicas y con el inconveniente de los cambios políticos y de estructura institucional que nos han pillado de lleno, pero siempre con voluntad absoluta y decidida de llevarlo adelante.

Según parece, el planteamiento inicial de la exposición, en el que se hablaba de unos 20 autores españoles representados, ha cambiado radicalmente, abarcando ahora a más de un centenar de artistas. ¿Por qué?

La idea original era una muestra clásica, pero desde que entramos Paco Cerrejón y yo en el proyecto, pensamos que esa visión era demasiado limitante, que la diversidad y riqueza del tebeo español era imposible de trasladar a alguien que no conoce a nuestros autores con una selección tan limitada. Por eso intentamos variar el foco de la exposición: no nos interesó mostrar la obra artística de 20 autores, sino la realidad del tebeo español, intentando entender su presente y futuro a través de su pasado. Y eso implicaba centrarnos en los autores y en los propios tebeos, así que decidimos que la estructura de la exposición no sería la clásica muestra de originales, sino un gran panorama de autores que picara la curiosidad del visitante. El visitante podrá visitar distintos ámbitos y, después, podrá detenerse en una amplia y completa tebeoteca donde poder ampliar lo que ha visto en la exposición, además de participar en una apretada agenda de actividades que incluye cómic en vivo, firmas de autores, charlas… La idea es que después de pasear por la muestra, busque a aquellos autores que le han interesado, que se siente a leer sus tebeos, a descubrir nuevas obras…



Entrando ya de lleno en la propia exposición, ¿cuál es su idea principal, su objetivo?

Como te comentaba en la pregunta anterior, el objetivo fundamental es que alguien que no conoce nada de nuestro tebeo sienta curiosidad por él y tenga clara la increíble diversidad, riqueza y potencial de nuestro tebeo.

Ya sabemos que la exposición está estructurada en cuatro apartados: La historia del tebeo español, Autor global, El hoy de los autores españoles y Futuro del tebeo español. ¿Puedes darnos algunos detalles sobre estos cuatro ámbitos? ¿algunos nombres de los autores que estarán expuestos?

En principio, cada ámbito muestra reproducciones de alrededor de unos 35 autores, excepto en el caso de los premios nacionales que muestran obra original. La selección de los autores se ha hecho con criterios muy amplios, evitando el gusto personal y buscando precisamente la pluralidad.

El primer ámbito, La historia del tebeo español, es un pormenorizado paseo por la historia de nuestro tebeo, con especial atención a sus autores más importantes, desde los primeros pasos de la historieta dados a finales del XIX por autores como Apel·les Mestres a la gran generación de humoristas del 27, pasando por las penurias de la Guerra Civil y la posguerra, donde pese a las estrecheces el tebeo se convirtió en uno de los grandes exponentes de la cultura de masas gracias a los cuadernillos de aventuras, que tan magistralmente dibujaban autores como Manuel Gago o Ambrós, o las publicaciones humorísticas, donde autores como Escobar, Vázquez, Conti o Ibáñez daban una visión tan ácida como atrevida de la vida cotidiana española. Tras la vuelta de la democracia, el cómic español demostró su mayoría de edad con autores que supieron renovar la historieta tanto desde lo argumental como desde la incorporación de los recursos de las vanguardias gráficas. Autores como Carlos Giménez, Miguel Calatayud, Nazario o Mariscal rompieron los moldes para encontrar nuevas vías a un naciente cómic de autor. En este ámbito hay una especial colaboración del Museo ABC, que nos ha cedido una muestra digital de sus fondos.

El segundo ámbito, Autor global, repasará la presencia de los autores españoles en los diferentes mercados internacionales, desde sus primeras expresiones hasta la actualidad. Desde aquellos que tuvieron que tomar la obligada vía del exilio tras la Guerra Civil, como Cabrero Arnal o Julio Ribera, hasta los que en la década de los años 60 encontraron en el extranjero la única posibilidad de supervivencia. Autores como Pepe González, José Ortiz, Pura Campos o Antonio Hernández Palacios, convirtiéndose en referentes de industrias como la americana o francesa, abriendo las puertas para que, ya casi acabado el siglo, los jóvenes autores que veían imposible abrirse un camino en la industria nacional llamaran a las puertas de esos mismos países con éxito rotundo. Juanjo Guarnido y Juan Díaz Canales, Carlos Pacheco, Salvador Larroca, José Luis Munuera o Pasqual Ferry son hoy estrellas en mercado ajenos, que han reconocido la excelencia de los autores españoles.

El hoy de los autores españoles, tercer ámbito de la exposición, se centrará en la realidad que vive hoy el cómic español a través de los Premios Nacionales de Cómic. Un premio creado en 2007 y que ya ha demostrado ser una excelente dinamizador del reconocimiento de los creadores españoles de historieta, galardonando en su corta existencia a autores tan variados como Max, Paco Roca, Bartolomé Seguí y Felipe Hernández Cava, Antonio Altarriba y Kim y Santiago Valenzuela.

Por último, en el ámbito Futuro del tebeo español se destacarán aquellos autores y autoras llamados a conformar el día de mañana del tebeo de este país. Desde la juventud de debutantes como Lola Lorente, Cristina Vela o Mireia Pérez a la pujanza de autores que ya participan pese a su juventud en la liga de veteranos, como Santiago García, Jorge García, Jorge González, Nacho Casanova o Sonia Pulido, sin olvidar dedicar un espacio al cómic digital a través de los webcómics.

En cualquier selección siempre hay un punto que puede considerarse delicado, y es el del criterio empleado. ¿Cuál ha sido el vuestro?

La pluralidad y la diversidad. Siempre hay, por supuesto, un sesgo personal, pero hemos intentado que se reduzca al máximo, que la guía fundamental fuera la variedad.

Aunque seguramente los que no podamos acercarnos a Angoulême acabemos encontrando algunas fotos de la exposición en internet, ¿qué puedes decirnos de cómo está estructurada física, espacialmente, la exposición?

La exposición está diseñada por la empresa madrileña Intervento, que ha montado una escenografía modular en cartón que busca recuperar la estructura de las viñetas de una página. El visitante llegará a una gran plaza donde un gran panel con referencias a más de 250 autores españoles le dará la bienvenida. Esta plaza servirá de espacio de actividades y de entrada a los diferentes ámbitos.



¿Existe en la exposición un intento de alentar la interacción entre el público y las obras expuestas?

Es el objetivo: queremos que los visitantes vean las obras de la exposición y luego vayan a la tebeoteca a tocar lo tebeos, a leerlos, verlos, disfrutarlos.

¿Se complementa la exposición con algún otro tipo de actividad pública de promoción del tebeo español?

Sí, la propia exposición es un centro de actividades. Pero se darán muchas actividades en las que participarán autores españoles, aprovechando su presencia allí. El ministerio apoya la muestra invitando a todos los autores galardonados con el premio nacional, pero se ha intentando aumentar al máximo la presencia de autores españoles. Además, el tebeo español será protagonista el lunes de una mesa redonda en el Centro Pompidou de París.

¿Existe la posibilidad de que la exposición tenga una continuidad? Es decir, ¿hay posibilidades de llevarla a otras localidades o de ofrecer algunos de sus contenidos aunque fuera en formato digital?

La idea es que la exposición tenga una itinerancia posterior. Nuestro objetivo es que se mueva por diferentes países (de hecho, está pensada más para un visitante extranjero que para un aficionado español), pero esto ya dependerá de la nueva Dirección general de Políticas e Industrias Culturales y del Libro, que parece ser muy sensible y favorable a este tema. En cualquier caso, se está preparando una versión digital de la exposición en varios idiomas, con el fin de que se pueda acceder a ella desde la web del ministerio.

Creo que va a haber un catálogo de la exposición. ¿Quién participa en él? ¿Cuáles son sus contenidos?

Más que un catálogo, es una presentación del tebeo español en el que han participado diferentes teóricos de prestigio como Antonio Altarriba, José María Conget o Santiago García, en el que cada uno de los ámbitos de exposición se amplía con artículos de estos autores.

Esta es una pregunta puramente personal. Después de realizar este trabajo titánico, por lo enorme de su recorrido histórico y por lo que de apuesta de futuro tiene, ¿ha cambiado en algún punto tu visión del cómic español?

Para nada. Al contrario: sólo ha reafirmado mi idea de la inmensa pluralidad y diversidad del tebeo español y de su infinito potencial.

4 comentarios

  1. Aplaudo la calidad de gestión cultural detrás de una exposición como esta. Definitivamente han resumido la esencia de la producción del tebeo español y lo han enmarcado dentro de una perspectiva justa: llegar a las personas que aún desconocen, abrir la puerta a su apreciación y disfrute. Aplaudo también esta página por difundir este tipo de información. Saludos desde Puerto Rico.

  2. Interesante entrevista e interesante exposición.¿Hablaréis también de la otra exposición de autores españoles que habrá en el festival? He leído algo de una presentación de Ficomic. Estaría bien… ¡un año en Angoulême con dos exposiciones españolas!

  3. AlPacino, supongo que la otra expo a la que te refieres es la de la escuela Joso. Ficomic ha difundido recientemente una nota de prensa al respecto.

    http://www.ficomic.com/NOTICIES/detall.cfm/ID/2558/T/los-autores-escuela-joso-conquistan-francia.html

  4. Pingback: Angoulême 2012