Obituarios — 6 julio, 2009 at 9:03 pm

Fallece Alfons Figueras

by

A través de La Cárcel de Papel tenemos conocimiento del fallecimiento de Alfons Figueras a los 86 años de edad.

963


Su carrera como historietista comienza en los años ’40 en revistas como Chicos, El Coyote o Historietas, donde publica historias de corte humorístico. A mediados de los años ´50 emigra a Venezuela, donde trabaja en animación. Hacia 1967 regresa a España y vuelve a trabajar para Bruguera, creando algunas de sus series más emblemáticas, como Aspirino y Colodión, Topolino (que cuenta con una excelente edición a acargo de Astiberri), o Cine locuras. Gran aficionado al cine y al género de terror, Figueras combina estos dos elementos a partir de los años ’70 en trabajos para las revistas Vampus o Dossier Negro, habiéndose recuperado recientemente parte de este material por parte de El Patito Editorial en Doctor Mortis y Estampas malignas.

En los enlaces al final de la entrada encontraréis gran cantidad de información y material gráfico de la mano de algunos expertos en el trabajo de Figueras. Nosotros, como pequeño homenaje, reproducimos aquí dos breves reseñas de Doctor Mortis y Estampas malignas que realizamos para las revistas Rockdelux y Dolmen respectivamente.

doctor-mortis
Doctor Mortis (Alfons Figueras). El Patito Editorial, 2008. Rústica. 48 págs. B/N. 15 €

En esta recopilación de historias mudas de una página datadas entre 1971 y 1977, Alfons Figueras (Vilanova i la Geltrú, 1922) deforma el cine clásico de terror en el espejo del humor negro, donde refleja unos personajes que operan entre miembros amputados y cementerios. Su expresivo dibujo, oscuro y alejado del de sus colegas humoristas, potencia el efecto de estas píldoras entre lo surreal y lo macabro. La falta de diálogo impone a Figueras una cuidadosa secuenciación de la acción y utilización de la elipsis, así como la eliminación de todo lo accesorio sin comprometer la comprensión lectora. El creador de Topolino y Aspirino y Colodión supera la prueba con nota y nos recuerda por qué es tan importante la recuperación de nuestros clásicos.


estampasmalignas01_01g
Estampas malignas (Alfons Figueras). El Patito Editorial, 2009. Rústica. 120 págs. B/N. 15 €

Primero fue Astiberri con Topolino, y después El Patito Editorial con Doctor Mortis. Ahora, de nuevo El Patito, recupera en Estampas malignas las viñetas-relato humorísticas realizadas por Alfons Figueras en los años ’70 y publicadas en Dossier Negro. Viñetas-relato porque a pesar de ser imágenes unitarias y mudas, detrás de cada una de ellas hay una historia, en ocasiones compleja, que debe descifrarse desde el conocimiento de una serie de referentes relacionados con el cine y la novela popular. La batería de referentes de esta cultura terrorífica popular que maneja Figueras es amplia, como demuestra el resto de su obra, y su gran acierto reside en saber hacerlos estilísticamente personales y a la vez que resuenen como algo conocido en el subconsciente del lector. No siempre la jugada le sale bien a Figueras, es cierto, pero no por falta de talento, sino por exceso de ambición narrativa. En la mayoría de viñetas la intención es provocar la risa, más no en todas: a menudo lo que el lector obtiene es un genuino escalofrío de inquietud, a veces incluso un destello poético y tierno. En lo gráfico, Figueras experimenta con distintas tramas y acabados, siempre dentro de su particular estilo, y son fundamentales tanto la disposición medida y sutil de los elementos en la página para que cada uno sea leído en el orden adecuado y produzca el efecto deseado, como la elevada carga de expresividad de sus figuras. La edición de El Patito es correcta, aunque se echa en falta una introducción y habría sido más reveladora una ordenación cronológica de las viñetas. Leídas hoy, estas historias de hace tres décadas siguen resultando vigentes y modernas, y Figueras sigue llegando al hueso.

———

Enlaces de interés

- Figueras en Wikipedia
- Figueras en Lambiek
- Entrevista a Figueras
- Obituario en Lady Filstrup, con enlaces a numerosas reseñas
- Aspirino y Colodión. El humor en la obra de Figueras, por Ludolfo Paramio
- Alfonso Figueras y el humor terrorífico, por Miguel Fernández Soto
- Algunas de las Estampas malignas, en el Blog Ausente