Artículos, Noticias — 8 agosto, 2008 at 5:18 pm

Podemos reemplazarte en cualquier momento

by

Jeff Trexler ha escrito un interesante artículo en Newsarama en el que comenta detalles sobre la correspondencia mantenida entre Jerry Siegel y Joe Shuster y los editores de DC entre 1938 y 1947 y donde estos últimos imponían a los autores algunos cambios estéticos y conceptuales en la serie de Superman. Leed el artículo para conocer cómo pidieron a los autores que Lois Lane tuviera “un aborto” (esto es, que no pareciese tan tripona), que hiciesen a Superman menos gay o que no le hiciesen volar sin su traje de superhéroe. Sin embargo a nosotros nos ha chocado más la actitud prepotente de los editores para con los autores y el modo en que tratan de engañarles haciéndoles creer que ni Superman es tan popular, ni ellos son imprescindibles. Traducimos a continuación casi en su totalidad una de las cartas, remitida por Jack Liebowitz (copropietario de DC) a Jerry Siegel. Atención porque no tiene desperdicio. El documento que enlazamos contiene muchas más cartas que iremos traduciendo en los próximos días.

idea.jpg


28 de Septiembre, 1938

(…)

Ahora, en respuesta a tu carta. Francamente, cuando la leí me quedé sin aliento. No había previsto que cuando te pedí que vinieras a New York para discutir el tema de la sindicación en los periódicos, querrías beneficiarte de la visita y tratar de subir tu precio por Superman. Debes tener en mente, Jerry, que cuando empezamos con Action Comics aceptamos pagaros 10$ por página, lo que representa 4$ más de lo que cualquier otro está recibiendo por cualquier otra serie en cualquiera de nuestras revistas.

(…)

Además, ten en cuenta que cuando decidimos sacar Action Comics, nosotros estábamos haciendo una enorme apuesta de muchos miles de dólares. Nadie nos aseguraba que Action Comics no fuera una propuesta perdedora –vosotros no hicisteis tal apuesta.

Respecto a la tarifa de 25$ por reimpresiones, cuando Superman alcance la misma popularidad que Dick Tracy, Orphan Annie, Skippy, Mutt & Jeff y otras docenas de series de alto nivel, estarás en posición de pedir más dinero –y nosotros estaremos más que satisfechos de compensarte en concordancia.

Respecto a la encuesta de popularidad, tenemos aproximadamente 300 cartas en respuesta a la encuesta. Si fueses tan observador te habrías dado cuenta de que la mayoría de esas cartas todavía no se han abierto, y no sé si Superman encabeza la lista o lo hace Zatara o alguna otra serie que aparece en el cómic. Si basas la popularidad de tu serie en 300 cartas, estás exagerando groseramente la importancia de Superman. No olvides que hay 64 páginas en la revista y que no hay una sola revista que se publique hoy en día cuyas ventas se basen en una única serie, tanto si esa serie es Popeye, Mickey Mouse o cualquier otro cómic de calidad, y si por un solo momento yo pensase que nuestra revista dependieran de vuestra serie, ciertamente haría todo lo posible para evitar esa situación.

De hecho hoy hemos abierto el resto de correo de la encuesta y hemos visto que aproximadamente el 25% indica a Zatara como su cómic favorito, al 20% le gusta Pep Morgan, al 15% Tex Thompson y sólo el 30% ha designado a Superman como su favorito, repartiéndose el resto entre las otras series de la revista, así que bájate de tu caballo.

¿Es posible que porque te hayamos tratado como a un ser humando de pronto te hayas vuelto arrogante? También puede ser que tengas la falsa ilusión de que porque has llegado a la ciudad y entrado en una gran organización que te ha dado tiempo y mostrado toda la cortesía que se merecería toda gran personalidad, hayas malentendido todas estas acciones, que estábamos tratando de sacar algo de ti. El caso es claramente el contrario. Estábamos tratando de darte a ti, un joven inexperto, el beneficio de nuestra experiencia y buena voluntad para que pudieras sacar adelante tu ambición de convertirte en alguien en el campo de los cómics.

No te hagas a la idea de que todo el mundo en New York es un timador y un corrupto, y porque se te trate como a un caballero y como a un igual, no sólo por nosotros sino por Mr. Gaines y la gente de McClure, estemos buscando aprovecharnos de ti.

Como te he indicado muchas veces, nuestra compañía tiene muy poco que ganar en términos monetarios de la sindicación de este material. Además, ten en mente que la serie Superman es propiedad nuestra y que podemos reemplazarte en cualquier momento en el dibujo [sic] de la serie, y que sin nuestro consentimiento esta serie no sería sindicada y por tanto tú serías el perdedor en toda esta transacción.

El incremento que demandas no me duele tanto como tu actitud sobre todo el asunto. No quiero ser muy duro sobre ello porque me doy cuenta de que debido a tu inexperiencia has hecho una petición injusta. Con el tiempo, si nuestra asociación continúa, te darás cuenta de que has sido muy afortunado de encontrarte con gente que mira por tus intereses tanto como por el suyo propio.

No olvides, Jerry, que tú y Joe todavía sois jóvenes. Cuando empezamos a trabajar con vosotros, estabais recibiendo muy poco de Nicholson –cuando recibíais algo, y no llegabais a ningún sitio. Hemos más que doblado vuestros ingresos en los últimos seis o siete meses y sólo el futuro dirá cuán lejos podéis llegar.

Por favor, piensa seriamente sobre todo el tema. Depende completamente de ti y Joe si queréis que continúe nuestra plácida relación y si queréis que la serie Superman sea sindicada.

Muy sinceramente tuyo,
J. S. Liebowitz

8 comentarios

  1. Qué interesante (y qué hijoputa el tío).
    Espero las demás cartas con impaciencia.

    Slurps!

  2. Espléndido documento. Yo también espero mas traducciones de dichas cartas. Documento impresionante, ya lo creo.

  3. Excelente prosa, reúne todos los tópicos mafiosos…valiente hijodeputa

  4. Fantástico documento! Ahora bien, tampoco caigamos en la diatriba fácil hacia los malísimos editores de DC que timaron a Siegel y Schuster. Ok, compraron los derechos de Superman y se forraron con la apuesta. Y su forma de tratar a los autores, vaya, eso sí que no tiene nombre, pero así es el mundo de los negocios, no? Cuando sacaron el mítico número de junio de 1938 nada auguraba que se fuera a convertir en un súper ventas. Y la cartas son de septiembre de 1938, muy poquito después de los primeros números. De hecho, según Donenfeld los tres primeros no tuvieron ventas muy significativas. El cuarto sí marcó una tendencia al alza, especialmente porque el editor hizo una encuesta en kioskos que mostraba que la gente prefería un cómic con Superman que sin Superman. Pero no es hasta 1941 cuando la cosa empieza a ponerse bien para DC (ventas de 900.000 copias por mes). En enero de 1939 el syndicate McClure empezó a distribuir la tira de Superman en 230 períódicos. En el verano de 1939 DC saca otro comic book quincenal sólo con material de Superman. Y después lo convierten en bimensual. En septiembre de 1940 Superman tenía una circulación de 1.250.000 y producía $950.000 al año.

    Siegel y Schuster en uno de los primeros números de Superman hicieron una historieta precisamente de este asunto, del abuso de Donenfeld al apropiarse los derechos del superhéroe y (lo más importante) su comercialización. Los contratos para formar parte de la plantilla de Donenfeld se firmaron en 1938 pero en 1941 Siegel y Schuster cobraban 20$ la página y 5% de los “royalties” de cualquier producto Superman. Y sacaron productos para parar un carro. Así que no malvivían los señores Siegel y Schuster. De hecho, los números siguientes se poblaron de nuevos “gadgets” que luego comercializaría la marca, produciendo unos ssuculentos beneficios.

  5. Básicamente lo que choca del documento es la actitud de Liebowitz, que como comenta Bruce parece sacada de El Padrino (“Os voy a hacer una oferta que no podréis rechazar”, y tal). Sus propias excusas (eso de que “no penséis que queremos timaros”) dicen mucho de la realidad tras ellas. Por no hablar de “sois inexpertos”, “podemos reemplazaros”, “Superman tampoco vende tanto” y “os hemos tratado como a caballeros”. Por lo demás, tu análisis tampoco es desacertado, con la salvedad de que el primer número de Action Comics salió en Abril, aunque la fecha de portada sea Julio, con lo que en Septiembre ya había una idea sobre las ventas. Y precisamente Liebowitz trata de minimizar la importancia de Superman en las ventas de Action Comics…

  6. Sí, sí, de acuerdo. No difiero con nadie en que las pácticas de Donenfeld y compañía era de verdaderos mafiosos y sin duda se estaban aprovechando de los autores. Pero tampoco creo que habría que llevarlo al extremo. Habrá que leerse las siguientes cartas para ver los detalles. Pero es sorprendente también cómo los primeros números de Superman se diferencian bastante en temática (e incluso valores, es mucho más humanista y altruista) de los siguientes. Siegel y Shuster tampoco eran dos angelitos y cuando vieron la gallina de los huevos de oro se aplicaron a comercializar cualquier idea que les viniera a la mente, dejando el inicial desarrollo del personaje aparte. Hay que tener en cuenta también que cobrar 20$ por página en 1941 no era cualquier cosa, eso más el 5% de los royalties.

    Y no es por dar la lata con esto ;), no sabía que el primer número de Action Comics era de abril…pero la fecha de portada es de June, 1938.

  7. Por cierto tío berni, que el análisis no es mío, sino tendría una memoria de elefante, que desgraciadamente no tengo. Es un resumen del libro de Ian Gordon, Comic Strips and Consumer Culture, donde analiza este asunto.

    Saludos.

  8. Lo de poner en portada la fecha un par de meses por delante de lo real era una práctica muy común en esta época. Supongo que por una parte se aseguraban de que para cuando la fecha de portada coincidiese con la real, ya estaría en todas las estanterías, y por otra, creo que era Jueles Feiffer el que comentaba en su libro The Great Comic Book Heroes que era una manera de que los chicos tuvieran la sensación de que accedían a lo último de lo último: a nadie le interesaba el comic-book del mes pasado si podía tener el del mes siguiente.

    Ya leí en tu blog una reseña del libro de Ian Gordon, veré si puedo hacerme con él, parece interesante.