Entrevistas — 27 mayo, 2015 at 8:07 am

Entrevista a CHRIS CILLA

by
cilla1

Referentes de un artista hecho a sí mismo.

Chris Cilla es un dibujante de Arizona afincado en Portland desde hace años y que publica sus propios tebeos desde 1987. Ha colaborado en antologías como Kramers Ergot, Studygroup Magazine o Paper Rodeo y su obra más ambiciosa hasta la fecha ha sido la lisérgica novela gráfica The Heavy Hand publicada en 2010 por Sparkplug Comic Books, la editorial del difunto Dylan Williams.

Cilla recoge el testigo del underground americano llena sus páginas de freaks, hippies y estupas de todo pelaje. Y narigudos, sobre todo narigudos, con un trazo curvilíneo y orgánico. Inserta simbologías raras y visiones enteógenas a tutiplén, lo mezcla con una prosa deudora de la escritura automática y la libre asociación de ideas, unas gotitas de slapstick y puro sin sentido. De los desiertos de George Herriman, de la vanguardia de Cliff Sterret, de los mamporros de Segar, del friquismo de Crumb y del humor de Kurtzman; de la fealdad de Wolverton, de las pesadillas de Kim Deitch, de la lisergia de Shelton, de los destartalados suburbios de Huizenga, del salvajismo de S. Clay Wilson, de ahí viene Chris Cilla.

Esta entrevista se ha realizado vía correo electrónico entre los meses de febrero y mayo.

Sé que es una entrevista sobre cómics pero, ¡joder!, The Pork Torta es puro rock and roll.

Ja, ¡sí! Me alegra que te gusten los Torta. Dejé la banda en el año 2000, pero ellos ahí siguen y han tocado en Europa varias veces, principalmente en Francia. Sacaron un gran álbum hace un par de años, Casual Living. No he tocado mucho desde entonces, me he concentrado en el cómic. Me encantaba tocar e ir de gira con ellos. Los echo de menos.

cilla2

Página de ROM hecha por Chris Cilla para recaudar dinero en beneficio para Bill Mantlo.

Al leer tus cómics tengo la misma sensación que al escuchar un disco de Captain Beefheart. ¿Qué artistas te han influenciado?

Sí, Beefheart es uno de mis artistas favoritos. Me inspiro en cualquier cosa, sea música, cine o literatura. La amalgama de todo ello conforma mi gusto por los cómics. Desde la revista Mad, a Heavy Metal/Epic, a un gran surtido de cómics underground; de Weirdo y RAW a toda la explosión de cómics de los 80 y los 90 de Fantagraphics y Drawn & Quaterly o cualquier tira de prensa que pueda leer en libros como el Smithsonian Collection of Newspaper Comics. El lector probablemente podrá detectar mis influencias mejor que yo, pero diría que el Dr. Seuss, Basil Wolverton, Gilbert Shelton, Steve Ditko, todos los artistas de MAD, Bernard Kliban, Moebius, Walt Kelly, Peanuts o Li’l Abner, entre otros, han distorsionado el desarrollo de mi cerebro. Siempre he pasado muchos ratos en las bibliotecas, en busca de inspiración. Allí he conocido a Alfred Jarry, Marcel Duchamp y el Dadaísmo, Vonnegut, Philip K. Dick, Lee Brown Coye. Y en cuanto a música, la escucho constantemente, sean Devo, las Sun City Girls, Chrome, Butthole Surfers, The Residents, Thinking Fellers, Funkadelic, Sparks… ¡Paro con las listas, porque es muy aburrido!

cilla3

Ilustración de Lee Brown Coye para la revista Weird Tales.

¿Cuándo empezaste a dibujar?

Siempre dibujé, como hacían el resto de niños. Simplemente, no lo he dejado.

¿Cuál fue tu primer contacto con los cómics? ¿Qué títulos te marcaron?

Leía cualquier cosa, pero no seguía ninguna serie en concreto. En el supermercado me compraba los MAD y los Cracked (una copia de Mad magazine, que se publicó hasta 2007, nota del entrevistador); en una librería de segunda mano compraba cómics baratos –La Cosa del Pantano de Berni Wrighston y el Dr. Extraño de Gene Colan me impactaron- y la librería de Sierra Vista tenía álbumes de Tintín, que son una gozada, sobre todo si los descubres de niño. Un poco después, tuve acceso al material del sótano y de la primera planta de la librería de Bisbee (mi madre le dijo al dueño que tenía permiso para comprar material para adultos). Allí compré Elfquest, Alien Worlds y Twisted Tales. Sergio Aragonés era uno de mis dibujantes favoritos de Mad y flipé al ver los primeros números de Groo el errante. En esa época ya estaba enganchado y en Tucson fui por primera vez a una tienda de cómics y empecé a comprar números de Howard el Pato, Eerie/Creepy, Flaming Carrot, Beanworld y cualquier tebeo del palo.

cilla4

Portada de uno de los primeros cómics de Cilla compilado en Treasury of Mini Comics: Volume One.

¿Cuándo tomaste la decisión de empezar a publicar tus propios cómics?

En secundaria intentaba averiguar cómo se hacía un tebeo: dibujaba páginas a color y las guardaba en una carpeta; abocetaba escenas y escribía borradores de historias, pero no hice el clic hasta que no conocí a Kevin Byrd, un compañero de instituto que hacía sus propios tebeos fotocopiados y los vendía, y me invitó a colaborar con él. Cuando aprendí a hacerlo, empecé a montar mis propios fanzines y seguí haciéndolo. Un poco después, estando de viaje por Tennessee, conocí a Trevor Blake, músico, escritor y fanzinero. Me regaló un número de Factsheet Five, que me abrió las puertas del gran mundo de los bichos raros de la autoedición y ayudó a que mi material llegará mucho más lejos.

cilla5

Dos páginas de uno de los cuadernos de dibujo de Chris Cilla.

¿Cuál es tu método de trabajo?

Siempre tomo notas y llevo cuadernos de dibujo, dónde apunto cualquier cosa de la que pueda salir algo en forma de cómic. Más adelante, aboceto y planifico todo el relato. Dejo algunas zonas sin definir, para dejar espacio a la improvisación y para permitir que el cómic evolucione conforme avanzo; el acto de dibujar espolea las correcciones. Corrijo todo lo que puedo cuando dibujo a lápiz y luego entinto. Intento completar cada página, pero normalmente cambio constantemente de páginas o incluso de historietas.

cilla6

Portada de Cilla para una antología de artistas que participaron en el Short Run de Seattle en 2013.

La sensación que tengo al leer tus historias es que están llenas de símbología y significados ocultos. ¿Es algo planificado o te dejas llevar por la intuición y la diversión?

Permito que los símbolos personales entren de manera espontánea en mis cómics, pero también reviso mis notas para dar con simbología más universal. Procuro desdibujar los límites entre ambos mundos, para permitir al lector que halle en el cómic sus propios elementos de significancia y sentido. Cada día pienso en mi trabajo como dibujante, así que algunos elementos han sido rumiados mucho tiempo y otros son totalmente espontáneos. En algún punto intermedio se encuentra el espacio donde se crea la energía que desencadena mis historietas y las lleva a buen puerto.

cilla7

Primera página de la historieta Guts Nice.

Subyace en tus historietas una agria crítica a la ostentosa farsa de la vida moderna. ¿Eres escéptico con la sociedad capitalista? Coincido con tu tesis en Guts Nice y creo que no tenemos futuro alguno y todos nos convertiremos en un ejército de zombies abducidos… Impactante historieta, por cierto.

Miro nuestro mundo tal y como lo percibimos y lo vivimos, e intento alinearlo con nuestras ricas historias personales. Nuestras historias como individuos pueden influir y cambiar la vida a nuestro alrededor, para mejor o peor. Nuestra realidad colectiva se genera por millones de pequeñas decisiones constantemente y parece que nos dirigimos al abismo. El capitalismo necesita muy poco para prosperar y todo indica que nos hundimos con este sistema.

cilla8

Labyrinthectomy/Luncheonette desplegado para que luzca en todo su esplendor. Instagram del autor.

Tu cómic Labyrinthectomy/Luncheonette parece estar construido a partir de la técnica de cut-up de Burroughs y Gysin.

Escribí el cómic hace seis años, desarrollé un primer boceto poco detallado página a página con una carpeta llena de diálogos y de notas para las ilustraciones, y lo guardé en un cajón. Hace un par de años, Dave Nuss de Revival House Press me preguntó si me interesaba publicar un libro con ellos, le hablé de Labyrinthectomy/Luncheonette y le encantó. Lo desempolvé y empecé a trabajar en el proyecto, pero acabé por descartar algunas de las páginas antiguas y empezar de nuevo, al mismo tiempo que incorporaba mucho material antiguo, lo combinaba y lo revisaba. De algunas páginas sólo mantuve el primer boceto o algún texto original. Algunos fragmentos son exactamente como los planeé desde un principio. Improvisé a partir de un puñado de material bastante antiguo -había transcurrido mucho tiempo desde que lo escribí por primera vez-, por lo que tenía la sensación de realizar una colaboración conmigo mismo.

cilla9

Portada del primer número de Bughouse de Steve Lafler.

El protagonista viste una camiseta de Bughouse, el personaje de Steve Lafler. Tu estilo parece provenir de manera natural y directa de la tradición underground estadounidense: Robert Crumb, Bill Grifith, Kim Deitch…

Esa es la veta de la historieta que mejor me sienta; una visión muy particular del trabajo con muy poca consideración por lo comercial. Un trabajo personal que espera que el lector se sumerja en él.

Permíteme preguntarte si puedes vivir de los cómics.

La verdad es que no gano mucho dinero con los cómics. Tengo un pequeño negocio de estampado en mi garaje (Sardine Can Press) y trabajo a tiempo parcial en una tienda de discos. He trabajado en restaurantes, cafeterías, librerías y en todo tipo de empleos temporales con tal de poder pagar las facturas. ¡Contactadme para comprar mi arte! ¡Mantenedme a flote!

cilla10

El cuartel general de Sardine Can Press.

He visto que diseñas unas camisetas muy chulas y que has montado varias exposiciones.

Todo viene del mismo pozo de ideas, simplemente algunas encajan y se materializan en forma de camiseta o de dibujo o pintura. ¡Me gustaría hacer más, pero no hay tiempo!

cilla11

Estudio de Chris Cilla.

¿Dibujas a diario? ¿Tienes un estudio o dibujas en cualquier lado?

Tengo un estudio y una zona de trabajo en el sótano. Me gusta tener un espacio preparado para dibujar, donde dejar los proyectos y los materiales desparramados. Intento dibujar cada día, casi siempre una página abocetada. Relleno cuadernos de dibujo desde la adolescencia y dibujo en el autobús o cuando estoy por ahí, sin ser muy consciente de ello.

¿Qué dibujantes sigues actualmente?

Hay un montón de buenos dibujantes publicados actualmente. A menudo tiendo a leer material de gente de la zona de Portland, como Tim Root, Karisa Sakumoto, Ian Sundahl y Patrick Keck. En Seattle se siguen haciendo buenos tebeos con Eroyn Franklin, Max Clotfelter, James Stanton, Kelly Froh, que mantienen viva la llama de la autoedición. Y siempre espero con ganas lo último de Matthew Thurber, Genevieve Castree, Marc Bell, Alex Degen… You’ll never know de Carol Tyler es increíble; John Hankiewicz publicó el año pasado un cómic genial llamado Education. ¡Hay demasiados cómics cómo para seguir el ritmo! No doy abasto.

Participas en el proyecto de Infinite Corpse. ¿Cómo diste con él?

Conocí a Aaron Renier hace años, cuando vivía en Portland. Él ahora está en Chicago con la gente de Trubble Club, a algunos de ellos los conozco, y me invitó a participar, tomando el testigo de Kevin Huizenga y pasándoselo a Patrick Keck.

cilla12

Una de las historietas desperdigadas de Cilla.

He leído The Heavy Hand, Labyrinthectomy/Luncheonette, tu minicómic en Rotland Press y tus colaboraciones en Studygroup, pero tengo la impresión de que, hay tal  multitud de historietas tuyas desperdigadas en distintas cabeceras, que revisar tu carrera desde el principio y de manera exhaustiva se me antoja misión imposible. ¿Planeas recopilar tu trabajo?

Ahora mismo estoy compilando una selección de mis cómics desde 1995 al 2000. Lo publicará próximamente el sello de Zak Sally, La Mano. También planifico una recopilación de gran parte de lo que he dibujado desde el año 2000 en una serie de libros de distinto formato, pero por el momento no hay planes específicos para su publicación.

¿Has tenido ofertas de editores de otros países para publicar tus historietas?

Por ahora no tengo a nadie. ¡Contactadme con vuestras ofertas, editores!

 

Más información sobre el autor

 

Web del autor

http://www.cccilla.com/

 

Podcast con entrevista al autor en Inkstuds

http://www.inkstuds.org/chris-cilla/

 

Lista musical hecha por encargo

http://ghostcapital.blogspot.com.es/2011/03/va-chris-cilla-cdfm-radio-ghostcapital.html

 

Concierto de The Pork Torta cuando Cilla era bajista de la banda

http://tinyurl.com/oga3ona

 

Breve lista musical hecha en exclusiva para esta entrevista

https://www.youtube.com/playlist?list=PLCgpzEQw6m1pJyZl1M5c1dfOOfMRrWqV5

 

1 comentario

  1. El problema con Chris Cilla es el de todos los guionistas que deciden que son autores integrales y que nadie mejor que ellos para “dibujar” sus ocurrencias. Y no. Estos “monos” que veo en pantalla son los propios del hijo de la portera “que dibuja muy bien” y que por qué no mira usted de colocarlo en El Víbora o El Jueves que allí hay gente que lo hace peor que mi niño…
    Estoy hasta el moño de autores integrales. Tienes que quedarte con todo el lote porque a alguien le hace ilusión dibujar sus buenos guiones o bien guionizar sus buenos dibujos. ¡A LA MIERDA! Cada uno a lo que sabe hacer, si es que sabe algo; ¡que ya es mucho!